El arroz que no es nada

Se está haciendo el arroz.

Hay salsa de tomate con  curry calentándose.

He estado leyendo a Mandela.

Tengo los ojos cansados

y la mente cansada

y quiero dejar de usarla.

Así que respiro hondo

y hago un sonido de mmmm al expirar.

El sonido ocupa mi  mente

y acalla los pensamientos de fondo.

Están ahí, pero no se les oye.

Y pienso de pronto,

tan fuerte que no puedo callarlo,

en el arroz.

Justo a tiempo.

Un poco de rico socarrat no intencionado

en el fondo del cazo.

Y pienso, mientras como,

en que para pensar

que se me está quemando el arroz

necesito el concepto del tiempo

y el concepto del fuego,

y que ambos juntos, combinados,

producen el: “se me va a quemar el arroz”.

Y que yo buscaba el ser

sin poder pensar

sin tiempo

sin fuego

sin conceptos

sin nada entendido ni sabido.

El mar en calma.

El todo

que no es nada.

 

Pero pensé en el arroz y me alegro

pues me ha quedado muy rico.

4 comentarios en “El arroz que no es nada

  1. Jajaja….Muy bueno, Umagah!
    Un abrazo

    Me gusta

  2. Interesante lo que puede nacer de un acto cotidiano. Felicitaciones.

    Le gusta a 1 persona

    1. A mí me encanta descubrir lo especial en lo cotidiano.
      Gracias!

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto:
search previous next tag category expand menu location phone mail time cart zoom edit close